sábado, 12 de septiembre de 2015

Boda Vintage. Tarta de boda rosa y oro. Mesa dulce boda Bea y Rubén


El sábado pasado tuvimos celebración familiar, se casó mi prima Bea. La verdad es que en este último año y medio hemos celebrado con Bea y Rubén varios acontecimientos muy importantes, baby shower para celebrar la llegada de Lucía, su hija, el bautizo de Lucía, el primer cumple de Lucía, la despedida de solteros y por último la boda. Todo en un año y poco. Así suena a que es mucho. Pero para la familia ha sido una inyección de alegría y cada evento lo hemos disfrutado con ellos con muchísima ilusión. Así que sólo puedo decir GRACIAS por dejarnos vivir todo esto con vosotros.

Yo no sé que me ha pasado con esta boda, pero es que me ha gustado tanto, tanto, tanto, que a mí que no me suelen hacer mucha ilusión y ni la tenía por mi propia boda, casi me han entrado ganas de volverme a casar (sólo un poquito eh). Y es que ha sido una boda TAN BONITA... Pero tan bonita! Bea lo ha elegido todo con tanto estilo, todo estaba tan cuidado, que todo el mundo comentó durante toda la boda que estaba todo precioso.

Tanto la ceremonia como el cóctel fue en el Restaurante La Baska de San Fernando. Yo no lo conocía y me ha enamorado. Está situado en la Calle Real, en una casa antigua muy bien aprovechada, y muy bien decorado. Y el equipo de María José lo preparó todo tan bien, con tanta ilusión y entusiasmo que estuvimos todos encantados. Y la comida...Riquísima!!!!

Me he tomado la libertad de publicaros las fotos que tienen en su página de facebook de este día, para que veáis lo bonito que lo prepararon todo. Y si tenéis oportunidad de ir a cenar allí, no os vais a arrepentir, totalmente recomendado!

Yo evidentemente preparé la tarta y la mesa dulce de la boda. Los colores y el estilo los eligió Bea.  Unas semanas antes fui con ella al restaurante para ver el salón donde se iba a poner, para ver las dimensiones, la mesa, etc. En cuanto vi esta mesa antigua pintada en gris me encantó, y tuve claro que la mesa dulce ahí iba a quedar espectacular! Casi me la quitan los de la floristería para poner uno de los preciosísimos centros de flores, pero al final conseguimos apañarnos y pude usar esta fantástica mesa. 
Tengo que agradecer una vez más a Mila su ayuda con todo, toda la papelería que veis, toppers, etiquetas, pompones, guirnaldas, todo lo hizo ella. Amiga, millones de gracias por tu ayuda y tu saber hacer, qué haría yo sin ti!!!!

En las fotos podéis ver la tarta, tres pisos de 30cm, 20cm y 15cm de bizcochos de chocolate y relleno de praliné, macarons de fresa y de naranja, merenguitos, minicupcakes de naranja y praliné y los novios modelados en porcelana fría. En la mesa en principio iban a ir también algunas chuches, pero cuando empezamos a montar la mesa, nos dimos cuenta de que no cabían! Al final optamos por poner una mesita más pequeña con todas las chuches, al lado de una preciosa alacena antigua que había en el salón donde mi prima colocó las fotos con familia y amigos, y que adornamos también con los pompones y las guirnaldas. Me encantó el resultado!

No puedo dejar de enseñaros algunas fotos de mi familia, tan guapos como íbamos todos!!! Y os dejo el enlace a un video donde podéis ver un poquito de la ceremonia que fue preciosa, entre el dueto de cuerdas que tocó una música preciosa, la entrada de mi prima de la mano de Lucía, su niña, las lecturas que nos hicieron llorar a todos de mi hermana, mi prima y María...en fin, una de las bodas más bonitas en las que he estado, muy emotiva. Y en familia, qué más se puede pedir! Nos os perdáis en el vídeo el paseíllo de Lucía de la mano de su madre, flipando al ver a tanta gente allí, y arrastrando un ramo de flores pequeñito igual que el de su madre, pero que era más grande que ella! No pudimos para de reir!!! (o de llorar, ya no me acuerdo)

Y la última foto me encanta!!!! Esto es lo que pasa cuando nos reunimos la familia!!!!!

Muchísimas gracias al restaurante La Baska por facilitarnos todo el trabajo. Pero sobre todo por hacernos pasar un día tan bonito, todo el equipo fue encantador y la comida estuvo exquisita.

Y a Bea y Rubén, muchas gracias por regalarnos este último año y medio momentos tan bonitos, por dejarnos vivirlos con vosotros, os merecéis toda la felicidad del mundo!


















































No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada